La invitada IMperfecta.

Son muchos los post que hemos escrito acerca de los invitados, pero siempre para bien. Hoy queremos hacerlo para mal. Porque después de muchas bodas, y tras conversaciones con otros profesionales del sector, es cierto que últimamente las amigas de la novia parecen estar haciendo un pulso entre sí no por coger el ramo, sino por ver quién es la guapa (en el amplio sentido de la palabra) que destaca más en el evento que la propia novia. Mal, chicas, muy mal.

Y es que, se nota demasiado. A ver, no vamos a culpar a ciegas…aplicamos la presunción de inocencia y puede que en algunos casos la amiga/hermana/cuñada-acapara-protagonismo lo haga sin mala intención. Incluso a una futura reina de Inglaterra le pasó en su boda, ¿Quién opinó que Pippa no iba mucho más mona que Catherine en la solemne boda de ésta con Prince William?

Es normal, todas estamos deseando que llegue la boda de una amiga para sacar nuestras mejores galas, pintarnos con todo nuestro muestrario de maquillaje y ponernos esos taconazos imposibles que tenemos arrinconados en el fondo del armario.Pero lo cierto es que como invitadas, y sobre todo como amigas/hermanas/cuñadas amorosas de la novia, debemos guardar cuidado y no caer en errores que nos harán robarle todo el protagonismo a la única protagonista que debe haber en una boda: la novia.

Así que, a continuación tienes las claves para ser elegante manteniéndote en el lugar que te corresponde como invitada.

 

  • Nos da igual lo que digan las modas, las bloggers y las niñas pijas que van de “influencers”. El blanco en una boda sólo es para la novia. Una celebrity que se pasó esta regla por alto fue Cara Delevigne en la boda de su hermana Poppy. Por suerte la chica tiene el estilo suficiente para que ni siquiera una de las it girls y modelos del momento le quitase su sitio

 

 

  • Una boda es un evento elegante y solemne, incluso si es una boda informal. Lo que desde luego no es, es una discoteca. Así que los looks discotequeros de mini-falda o con lentejuelas mejor dejarlos para el viernes noche. Si no, mira lo “elegantes” que fueron Berta Collado y Cristina Pedroche a la boda de Patricia Conde y convéncete tú misma.

 

  • Una boda no es Ascott. Una pamela o un tocado debe ser cómodo y permitirte interactuar con tu entorno. Todo lo que te incomode para comer o hablar con tus amigos, y además incomode la visión de los demás invitados debe quedar descartado. Recuerda: menos es mas.

tocado grande2

 

 

 

 

  • Dar un notición. Ya habrá momentos para anunciar tu futura boda o embarazo… si no quieres robar el protagonismo, déjalo para después…o antes. Imagínate si será un tema peliagudo que en series de culto como Friends y Cómo conocí a vuestra madre se trata…En la primera, Rachel intentaba ocultar su embarazo en la boda de Mónica, mientras que en la segunda Ted y Robin hacían lo propio con su ruptura en la celebración del enlace entre Marshall y Lily.

Imagen relacionada

  • Hacer un “Nati Abascal”. Moderación con la barra libre. Claro que está ahí para aprovecharla, pero llevarse el premio “Massiel” de la noche no es ningún honor.

Resultado de imagen de drunk  wedding guest

 

 

Si quieres leer más tips de cómo un invitad@ NO debe comportarse, no dejes de leer nuestro Manual del invitado perfecto.

 

 

 

1051 Total visitas 3 Visitas hoy
Be Sociable, Share!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *